Mundo

La crisis energética hackea la potencia industrial de China

El aumento de los precios del carbón, sumado al mayor consumo de electricidad y la estricta aplicación de las normas medioambientales para reducir las emisiones de carbono afectaron a unas 20 regiones de China que obligaron a cortar el suministro a fábricas y a hogares.

En términos concretos, las empresas del corazón industrial del país ya recibieron la orden de limitar su consumo energético para asegurar el funcionamiento del país China.

Blick_News_China_Crisis_Energetica_1

Foto: Leo Ramírez/AFP.

Las escenas son de calles sumidas en la oscuridad, semáforos detenidos, ascensores fuera de servicio y miles de fábricas cerradas total o parcialmente, lo que configura una crisis energética excepcional en el Gigante asiático.

En efecto, en el país asiático se padecieron cortes de luz generalizados que amenazaron la economía del país y, a su vez, las cadenas de suministro mundiales. Si bien en China las restricciones de electricidad no son infrecuentes, suelen afectar sólo a una región, debido a la falta de una red nacional interconectada.

Ante la escasez en el país, en una década, desde Beijing se pidió a los grupos nacionales de gas y electricidad que acumulen reservas para el invierno “a toda costa”. El viceprimer ministro Han Zheng los instó incluso a aumentar las importaciones de gas natural licuado ya que desde la capital no se tolerarían más cortes de energía.

 

Comparte la Noticia!

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Siguiente nota: